Cantabria aplaza obras, reduce gastos y suprime subvenciones y eventos para dotar el plan de ajuste con cerca de 52 millones de euros

Cantabria aplaza obras, reduce gastos y suprime subvenciones y eventos para dotar el plan de ajuste con cerca de 52 millones de euros

El Gobierno de Cantabria aplazará obras previstas por diferentes consejerías, reducirá gastos de estos departamentos y suprimirá subvenciones y aportaciones y eventos que se han retrasado y otros pendientes de celebración, algunos culturales y sociales de carácter multitudinario, para dotar el plan de ajuste del Covid con cerca de 52 millones de euros. Así se desprende de las propuestas que los consejeros han llevado este viernes a la reunión semanal del Ejecutivo, de las que ha informado al término del encuentro el vicepresidente, Pablo Zuloaga, en una rueda de prensa online.

Implicará adaptar el presupuesto regional a la “nueva realidad”, para lo que ha insistido en la necesidad de una “ansiada unidad” en el plano político

El también portavoz del PRC-PSOE ha detallado las propuestas de ajuste de cada consejería para afrontar el gasto extraordinario que precisa la de Sanidad para afrontar el coronavirus, con un plan que se enmarca dentro del plan de choque y que implicará adaptar el presupuesto regional a la “nueva realidad”, para lo que ha insistido en la necesidad de una “ansiada unidad” en el plano político -entre grupos políticos, a los que el bipartito ha remitido estas propuestas- y también en la mesa del diálogo social, para sacar adelante el plan de choque. “Queremos trabajar de la mano de los agentes sociales, de los grupos políticos para que entiendan el importante esfuerzo presupuestaria que están haciendo en estos momentos cada una de las consejerías para garantizar los fondos necesarios para llevar a cabo los gastos sanitarios en centros de salud y hospitales”, ha expresado Zuloaga.

En cuanto a los planteamientos de los miembros del Consejo de Gobierno y atendido a las cuantías, la mayor aportación al plan de ajuste del Covid-19 corresponde a la Consejería de Economía y Hacienda, que propone aportar más de 8,5 millones de euros, seguida de Obras Públicas (7,2 millones), Vicepresidencia (7 millones), Educación y Turismo (6,1 millones) y Ganadería, con casi 5 millones. Así lo ha desgranado Zuloaga que ha indicado que dentro de su departamento -Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte- más de 1,5 millones corresponden al primer ámbito de gestión, en el que destaca una partida de un millón prevista para obras en el campus de la Universidad de Cantabria.

Según ha explicado, los ajustes en la UC pivotan sobre dos principios fundamentales: que se mantenga toda la actividad e inversiones económicas “que se puedan” y ajustar eventos y actividades que iban a congregar a “multitud de personas”, ámbito donde se han suprimido partidas nominativas. También se han hecho ajustes en este último sentido en el área de Cultura, donde por ejemplo desaparecen las contempladas para la Fundación Albéniz y el Festival Internacional de Santander (FIS), de 500.000 y 600.000 euros, respectivamente. No obstante, aunque se suprimen de cara al nuevo presupuesto y a la ley extraordinaria que tendrá que aprobar el Parlamento, se prevé una partida “importante” en el plan de choque para “afianzar” ambos eventos, el FIS y el Concurso Internacional de Piano que organiza la entidad musical, en el caso que las autoridades sanitarias recomienden su celebración, este verano en el Palacio de Festivales de la capital cántabra. “Es pronto”, ha apuntado al respecto Zuloaga, parar indicar que, en términos generales, iniciativas culturales, sociales o de cualquier ámbito que puedan desarrollarse dentro de los parámetros que permita salud pública serán afrontados por el Ejecutivo dentro del plan de choque.

En la cartera de Obras Públicas, y además de un ajuste “importante” en gastos corrientes, destacan también 6,4 millones en obras de los que casi la mitad se destinan al propio plan de choque de este departamento y más de 4,5 corresponden al aplazamiento del inicio del soterramiento de las vías del tren en Torrelavega. En este sentido, el Gobierno ha aprobado en su reunión semanal la reprogramación de las anualidades previstas en el convenio suscrito con el Ministerio de Fomento y el Ayuntamiento para esta integración, conforme al acuerdo adoptado en febrero por la comisión de seguimiento. De este modo, la aportación de este año queda fijada en 30.000 euros, la de 2021 en un millón de euros, y en más de 22,7 millones de euros la prevista para 2022.

Economía y Hacienda detrae por su parte más de 8,5 millones, con la supresión de la aportación prevista este año a la Fundación Comillas, y la reducción de las contempladas para el Instituto Cántabro de Estadística (ICANE) y Centro de Estudios de la Administración Regional de Cantabria (CEARC). También se reducen las subvenciones nominativas y se logran dos ajustes “importantes” por la cancelación anticipada de derivados por importe 2,5 millones de deuda pública y por la aportación de 2 millones del programa de Imprevistos del presupuesto del Gobierno, ha explicado su portavoz. Industria aporta a Sanidad 5,8 millones tras ajustes presupuestarios en subvenciones que no se van a poder desarrollar por cuestión de plazos administrativos, debido a la paralización que ha supuesto la irrupción del coronavirus.

De su lado, Educación y Turismo contribuyen a paliar la crisis sanitaria en Cantabria con 6,1 millones, cuantía que obedece en parte a gastos corrientes (1,6 millones), pero también a la reducción de partidas de “dudosa” ejecución, como el fomento de las olimpiadas educativas o la promoción turística del surf. Además, en este departamento se está debatiendo un “importante” fondo para el plan de choque de turismo, según ha avanzado el vicepresidente. En Ganadería el ajuste es cercano a 5 millones, ya que se desisten de actuaciones que acumulan retrasos por la crisis sanitaria que hacen que sean “difícilmente ejecutables” ya este año. Igualmente, se han ajustado subvenciones nominativas previstas, pues muchas de las actividades beneficiarias tampoco se prevé que puedan ser desarrolladas.

La Consejería de Presidencia, Interior, Justicia y Acción Exterior aporta algo más de 1,5 millones de ajustes de partidas de subvenciones y fondos que igualmente son “de difícil ejecución” este año 2020, aunque se mantiene el Fondo de Cooperación Municipal, vinculado eso sí al plan de choque.

Finalmente, Sanidad y el Servicio Cántabro de Salud también aportan al plan de ajuste del Covid-19. En la Consejería se posponen inversiones en obras por importe de 212.000 euros, y en el SCS se ajustan gatos que no se han llevado a cabo, como obras por un millón, y ahorros por suspensión de terapias y tratamientos médicos.

Durante la reunión de hoy, el Ejecutivo también ha aprobado la tramitación urgente del decreto que regula el nuevo programa de ayudas al alquiler diseñado para evitar que ningún cántabro vea en peligro su residencia habitual como consecuencia de los efectos de la pandemia de COVID-19.

OTROS ACUERDOS

Por otro lado, en la reunión semanal el Ejecutivo ha autorizado además, a propuesta de la Consejería de Presidencia, Interior, Justicia y Acción Exterior, el inicio de trámites para contratar el servicio de transporte por helicóptero para intervenciones de salvamento, rescate y transporte sanitario, con un presupuesto de 11,2 millones y un plazo de 3 años.

Por otra parte, a propuesta de la Consejería de Sanidad, se aprobó el inicio de los trámites para contratar el suministro de vacunas, con un coste de 1.687.241 euros, y se acordó ampliar en 4 meses el plazo de ejecución de actuaciones financiadas con cargo a subvenciones a proyectos en países en desarrollo.
fuente: cantabrialiberal

Cerrar menú